¿Mamparas de ducha? Aquí tienes un baño de ideas para elegir la que vas a poner en tu casa

Tiempo de lectura aprox: 1 minutos, 50 segundos

Una mampara de ducha es un elemento esenciale para mantener el espacio de baño seco y organizado. Elegir la mampara adecuada puede ser una tarea compleja, ya que existen diversos tipos en el mercado, cada uno con sus ventajas y desventajas. Vamos a darte algunas ideas para que puedas elegir la que mejor se adapta a tus gustos y necesidades:

En primer lugar, abordamos, por accesibilidad, la mampara corredera, una opción popular por su diseño compacto y eficiente. Se deslizan sobre rieles, lo que las hace ideales para espacios reducidos. pero también ahorran espacio (son ideales para baños pequeños, resultan fáciles de limpiar y ofrecen una gran diversidad de estilos y materiales a precios accesible.

Por contra, este tipo de productos tienen un menor espacio de acceso a la ducha, facilitan la acumulación de suciedad en los rieles y resultan ser menos herméticas que otros tipos.

Si hablamos de materiales, la mampara acrílica es una alternativa económica a las de vidrio templado. Se fabrican con acrílico, un material ligero y resistente a los impactos, este aspecto hace que sean más económicas, más livianas y fáciles de limpiar y además, más resistentes a los golpes. Además, uno de los factores positivos que podemos destacar es que puedes personalizarlas con colores que vayan perfectamente con el alicatado o la decoración de tu cuarto de baño. Qué inconvenientes podemos encontrar, pues el primero sería la menor resistencia a las ralladuras, pero también que facilita la acumulación de machas de cal y que, visualmente, resultan ser menos transparentes que el vidrio.

Si hablamos de modos de acceso, la reina de los baños es la mampara de puerta abatible. Ofrecen una amplia apertura y un acceso cómodo a la ducha. Son ideales para espacios amplios y baños con estilo clásico. Además, su hermeticidad es mayor, hay gran disponibilidad de materiales y sus diseños son robustos y elegantes. Eso sí, si te decantas por este tipo de modelo, debes saber que requieren mayor espacio para abrirse, que su precio suele ser más elevado que el de otros tipos de aperturas y que la limpieza en la zona zona de las bisagras podría (o no) traerte más de un quebradero de cabeza.

¿Cuál elegir?

La elección de la mampara ideal dependerá de diversos factores, como el espacio disponible, el estilo del baño, el presupuesto y las necesidades personales.

Consideraciones adicionales:

  • Material: El vidrio templado es la opción más popular por su resistencia y facilidad de limpieza. El acrílico es una alternativa económica, pero menos resistente.
  • Tipo de apertura: Las mamparas correderas son ideales para espacios pequeños. Las abatibles son más cómodas, pero requieren más espacio.
  • Altura: Las mamparas de altura estándar son de 190 cm. Si se busca mayor protección contra salpicaduras, se pueden elegir mamparas de mayor altura.
  • Tratamientos adicionales: Algunos modelos incluyen tratamientos antical o antirrayas para facilitar la limpieza y proteger el material.

Como siempre, para instalarla en las mejores condiciones, contrata a un instalador profesional para asegurar una correcta instalación y verifica que la mampara sea compatible con el plato de ducha y las medidas del espacio

Las mamparas de ducha son un elemento funcional y decorativo en el baño. Elegir la mampara adecuada puede mejorar la experiencia de ducha y la estética del espacio.