Entrevistas de verano: LLUIS LOZANO

FERNANDO J. LUMBRERAS.

Cuando le conocí y nos sentamos a charlar, Lluis Lozano me transmitió una agradable sensación de cercanía. Sentados frente a frente, con grabadora de por medio, me di cuenta de que es un hombre con un excelente gusto a la hora de construir canciones pero es, al mismo tiempo, un amante de esa sensibilidad que la canción de autor aporta a nuestra música. Despliega su colección de temas con absoluta sencillez, como quien sabe que, a su edad, puede cantar y decir lo que quiera sin miedo a resultar fuera de sitio. Esa actitud solo la dan los años y mirar a la música como un tesoro más que como un gigantesco emporio de multinacionales que se rifan un pastel de inspiraciones ajenas.

Reina de corazones es un trabajo sencillo, bien estructurado, con la dosis justa de sentimientos y poco dado a lo sentimental. Es un bonito modo de acercarnos al talento de un cantautor que no teme mostrar su biografía interior, que se ha conformado con estas sensaciones y que nos las obsequia con el profundo deseo de integrarlas a esa banda sonora de nuestras vidas.

Frente a frente os le presento, que fue todo un honor saludarle y guardo especial recuerdo de su esposa, tremenda artista plástica con hermosos trabajos.