EL DISCO DEL AÑO: Kany García, Contra el viento